Venezolanos, migrando como Emprendedores

Por Miguel Mileo | Formadores de ALTO IMPACTO

Para nadie es un secreto que el camino del Emprendedor no es sencillo.

Luchar contra la corriente, insistir cada vez que fracasas y pare usted de contar.

Pero a muchos nos apasiona este camino confiando ciegamente en un proceso espinoso que de un momento a otro conduce a los resultados esperados.

El tema es que si a las dificultades clásicas del emprendimiento le agregas un proyecto de migración, el reto es mucho mayor y atemorizante.

Soy parte de el éxodo de Venezolanos que decidieron abandonar nuestro hermoso y deteriorado país.

Siendo también un hombre de proyectos, quiero darte mis impresiones y humildes recomendaciones para que sigas con la mente puesta en tu objetivo a pesar de estar en horizontes nuevos.

En mi caso, en los Estados Unidos de América.

Es que a mi modo de ver, la migración venezolana es muy parecida a una pelea de boxeo en la que debes participar, contra el campeón mundial, pero tu te enteraste de la pelea el día que llegaste a ese destino… ¡Un detallito!

Primer Round: ADAPTACIÓN 


Pronto te das cuenta que estas sobre el ring, un ring diferente, con reglas distintas que no conoces y con adversidades por doquier. 

Todos a tu alrededor te dan consejos basados en una autoproclamada veterania, pero frecuentemente estos consejos son de naturaleza opuesta entre distintos voceros.

Algo muy propio de nuestra cultura, todo el mundo sabe más que "pescado frito".

Llegas a sentirte intoxicado de tantas recomendaciones y esto hace que te sientas extraviado.

Es clave para el emprendedor migrante soportar con estoicismo el periodo de ADAPTACIÓN 

TUITEAR AQUÍ

En este round muchos son estafados, la mayoría son victimas de un sistema desconocido y otros sencillamente se sienten incómodos en lugares donde son acogidos por familiares o amigos.

Existen los que no sabían en que se estaban metiendo y la mayoría llora como una Magdalena despechada y con mucha frecuencia ese llanto se debe a la familia en la distancia.

Ya no existe el café con leche con tu mamá y tus tías o un par de cervezas con tus vecinos de toda la vida o sepa Dios el recuerdo que tu cerebro traiga para ponerte melancólico.  

Nadie te preparó para eso...

Tratando de EMPRENDER   

Cuando eres emprendedor, tienes fe ciega en tu proyecto, en tu idea y en lo que quieres desarrollar, pero te percatas que en otras tierras es algo complejo.

No conoces el nuevo ecosistema.

No hay contactos, los conocidos que regularmente te echaban una mano en casa ya no existen y evidentemente la cultura es diferente y eso lo cambia TODO.

Debes pasar por una época de adaptación donde el rechazo y las puertas se cierran ante ti con bastante frecuencia, ese tiempo es duro. 

Otra cosa que posiblemente no esperabas es que tus emociones están totalmente desordenadas y esto afecta tu cotidianidad.

Estas en calma, pero a la vez muy alterado (No es una canción de Arjona), empiezas a dudar, algunos a deprimirse, las relaciones de pareja se pueden resquebrajar de forma irreversible y usted no ha llegado ni a tres meses de estadía.  

Por si fuera poco, lograr estabilidad inicialmente es complicado, salvo que tengas decenas de miles de dólares ahorrados, que no es el caso de la mayoría.

O por lo menos no fue el mio...

¿Cómo mentalizarse en periodo de ADAPTACIÓN?  

En ese primer round estarás contra las cuerdas la mayor parte del tiempo, recibiendo muchos golpes y esquivando otros.

Es normal tener pensamientos del tipo

“¿Fué la decisión correcta?”
“¿Tendría yo que estar aquí?”, 
“No podré echar adelante mi proyecto en estas condiciones”, 
¿Qué le ocurrió a mi pareja que parece otra persona?” 
“Quiero devolverme a mi casa… ¡Pero allá me sentiré peor!”
"Extraño mucho a mi familia, esto es duro"

Entonces, este primer round es para que te llenes de APLOMO (No tienes otra opción) y hagas lo que tienes que hacer, cosas que no te imaginabas hacer nunca.

Tratando de asimilar que lo que sientes será pasajero y que la experiencia valdrá la pena.

¡Saliste a triunfar y no a quedarte en la lona en el primer round!

Así que levántate, que aunque parezca una eternidad va a pasar.

Segundo Round: Cuestión de VALORES 


Cuando superas el primer round adquieres una seguridad insospechada.

El tema es que los distintos golpes que recibiste y las caídas a la lona siguen latentes en tu cabeza y llegan en muchos casos a amenazar tu esencia.

Y aunque el aprendizaje adquirido vale oro, algunos tienden a volverse egoístas y a tomarse de forma personal todo el castigo recibido en el proceso de adaptación.

He tenido la triste experiencia de conocer personas que sin mucho desparpajo sueltan la siguiente frase:

“Fulano de Venezuela me mandó un mensaje, pero ni lo leí porque seguramente es para pedirme un favor o pedirme dinero”


Y es cuando pienso: ¿Qué esta pasando?

Es muy cierto que en Venezuela la situación es precaria y que frecuentemente hay presiones directas o indirectas para mejorar la cuantía o frecuencia de remesas.

También es cierto que el dinero adquirido fuera de nuestras fronteras en la mayoría de los casos es mucho más difícil de obtener que como lo obteníamos en nuestra tierra.

Y del mismo modo puede ser cierto que parte de tu lista de contactos en el celular sean personajes aprovechados o sencillamente desesperados.

Pero…

¿Este razonamiento va de la mano con alguien que salió con la “maleta llena de sueños” a buscar prosperidad?

¿El proceso de adaptación te cambió?

¿Ese cambio te hizo mejor persona o te convirtió en otra cosa? 

No pierdas tu CALIDAD HUMANA  

Actualmente estoy en el país de las oportunidades, cada día me convenzo más de que lo es...

Pero es un país que frecuentemente tiene la capacidad de deshumanizar al más humano.

Y no me mal interpretes, no estoy diciendo que te conviertas en una fundación benéfica, sino que no abandones tu calidad humana.

No permitas que las malas experiencias del primer round te conviertan en una persona indeseable, todo lo contrario.

¡Que te hagan un ser digno de conocer! A ti y a tu historia...

El proceso de migración es DURO, pero no te permitas perder tu CALIDAD HUMANA...  

TUITEAR AQUÍ

En mi caso particular, al mejor estilo del Libertador y su juramento en el monte sacro (Comparación impresentable).

Prometí que ningún país cambiaría mi esencia, mis principios de vida y lo que quiero para mi futuro.

Siento mucho pesar cuando noto que algunos migrantes venezolanos (Una minoría afortunadamente) salen del primer round siendo más egoístas y superficiales que nunca.

Adheridos solo a lo que les conviene en detrimento de valores que debían ser inamovibles y convertidos en seres completamente diferentes (Para peor).

Y esa es mucha veces la falta de entendimiento con el otro venezolano que decidió permanecer en el país…

El de allá (VEN) no logra interpretar al de aquí (No sintió el castigo del primer round) y el de aquí (USA) dejó de interpretar al de allá desde que puso un pie en el Aeropuerto.

Cayendo en una guerra absurda y estéril  para dirimir quién tomo la decisión correcta, el que se fue o el que quiso quedarse.

Mi humilde punto de vista se orienta a prohibirnos ese cambio de esencia. 

Si vas a cambiar que sea para MEJOR... 

No te conviertas en un depredador, en alguien que lucha por sobrevivir en el nuevo sistema sin importar a quien se lleve por delante y sin tener jamás un gesto amable o de colaboración sin pedir un dollar como contraprestación.

¡No seas tu la pesadilla del primer round de otro!

Empezar a disfrutar de una mejor calidad de vida no debería traducirse en que descienda tu calidad como ser humano.

Tercer Round: Retomando PROPÓSITOS 


Ya la pelea está bastante adelantada, superaste el aluvión del primer round y mantuviste tus valores intactos sin dejar que las malas experiencias cambiasen tus valores en el segundo round.

Es tiempo ahora de trascender.

¿Saliste de Venezuela para triunfar no?

Teniendo cierta estabilidad es tiempo de perseguir tu vocación y hacerla tu sustento.

Se que es muy tentador el INGRESO generado por un trabajo de lunes a lunes y por largas jornadas.

Y aunque el agotamiento puede pasar a formar parte de tu día a día, desaparece o se mitiga cuando recibes el pago semanal y tienes la oportunidad de llenarte de “calidad de vida”.

Pero el tiempo pasa…

El cuerpo se deteriora y posiblemente has hipotecado tu futuro adquiriendo bienes que te hacen sentir con mayor “calidad de vida” y le hacen ver a tu entorno que estas muy bien económicamente. 

Pero viviendo del día... ¡No se lo digas a nadie!

¿Qué es para algunos "Calidad de vida"?

Carros del año con intereses ofensivos, el último Iphone pagado en partes pero cancelando cinco veces mas su valor real, el armario repleto de ropa, zapatos y perfumes con tarjetas de crédito copiosas de más agotamiento físico hipotecado a futuro. 

Y vuelvo a preguntar… ¿Saliste de Venezuela para triunfar no?

Aunque no veo nada de malo en disfrutar del fruto de tu trabajo, que es mucho acá en los Estados Unidos, es tiempo de que te plantees aquel proyecto con el que posiblemente saliste de Venezuela.

Esa empresa que querías construir de cero, ese servicio que quieres prestar por cuenta propia, ese vendedor exitoso que quería construir un emporio en el país al que se marchó, esos conocimientos que debías adquirir, esos cursos de especialización que necesitabas, esos activos para los que debes ahorrar y ponerlos a producir, esos ahorros dirigidos a la inversión…

Todo lo que soñabas realmente.

¿Dónde quedó todo eso?

Posiblemente se diluyó en los dos primeros rounds.

Ya no es importante vivir de nuestra vocación sino producir y producir hasta que el cuerpo aguante (No confíes tanto en que esto sea permanente ni mucho menos)

Después del primer y segundo round, es tiempo de PENSAR EN GRANDE, es tiempo de utilizar el tiempo y tus finanzas adecuadamente para hacerte cargo del proyecto que tienes en mente.

Y muchos temen emprender porque pueden volver a recibir los mismos golpes del primer round… pero el miedo paraliza y aletarga, además que equivocarse pues siempre deja algo de aprendizaje.

Sé cauteloso pero avanza, sin prisa pero sin pausa hacia tu realización personal y tu libertad económica.

Recuerda que saliste de Venezuela a triunfar, busca tu vocación y emprende sin abandonar tu esencia como ser humano.

¿Propósitos al salir de Venezuela?

No saliste de Venezuela a invertir los mejores años de tu vida en hacer crecer el negocio de otros. 

Posiblemente te corresponda hacerlo por algún tiempo, pero no dejes de soñar y de buscar ser el Capitán de tu propio barco.

Y eso no lo vas a lograr hipotecando tu tiempo con deudas que te hagan sentir una prosperidad que termina siendo un espejismo.

Para aquellos que están por salir de Venezuela, soporten la ADAPTACIÓN porque al salir de ese primer round valdrá la pena.

Eso sí, cuando salgas de la adaptación no te sientas el dueño del mundo.

Sigue AVANZANDO.

Hasta lograr ese objetivo que realmente tienes en mente, que no es precisamente tener el último Iphone pagando a plazos.

Eso es muy poco para alguien con grandes propósitos y talentos.

Siempre valdrá la pena dejar la superficialidad por proyectos mas ambiciosos que puedas iniciar a partir de tener capacidad de inversión (Deuda CERO), disciplina y sobre todo tus valores morales intactos después de la tormenta.

¡Fuerza y Éxitos a toda mi gente venezolana!

Seguir

Acerca del Autor

EMPRENDEDOR del CONOCIMIENTO, creador de la filosofía FORMADOR RADICAL y quien pretende servir de GUÍA en un proceso de transformación que te permita crear un proyecto ESCALABLE a partir de la enseñanza. OFF LINE soy solo un profesor que da CONFERENCIAS de ALTO IMPACTO...

Deja un comentario

(5) comments

Esterli 08/12/2018

No permitas que las malas experiencias del primer round te conviertan en una persona indeseable, todo lo contrario.
Es frecuente! Lamentablemente!
Gracias!
Buena asesoría. Fácilmente muchos se desenfocan!

Responder
    Miguel Mileo 08/12/2018

    Esa es la principal lucha Esterli, permanecer enfocados y lograr lo que se planificó lograr. Gracias por leer y opinar!

    Responder
      YETSIBEL 08/12/2018

      Saludos estimado colega! Gracias por la información que divulgas en tu escrito, es de un alto valor agregado tanto para el que se fue como para los que no nos hemos ido de Venezuela aún. Le deseo éxito en sus proyectos!

      Responder
        Miguel Mileo 09/12/2018

        Gracias a ti por leer Yetsibel y por esos bonitos deseos hacia mi persona. Un abrazo!

        Responder
Edith 09/12/2018

Hermosa reflexion;yo le agregaria mucha Fe y Confianza en Dios, eso hace una gran diferencia. “Todo lo podemos en Cristo que nos Fortalece”.La fe mueve montañas. Exictos Licenciado. Que Dios le Bendiga.

Responder
Agregar tu respuesta

Deja un comentario